Detalle Christian Boltanski "Réserve de Suisses morts", 1991

 

“Lo que me interesa y de eso he intentado hablar es lo que yo llamo ‘small memory’ o pequeña memoria. Es lo que nos diferencia a unos de otros. La ‘great memory’ o gran memoria se encuentra en los libros de historia, pero la acumulación de pequeños saberes que todos tenemos dentro constituye lo que somos.” Christian Boltanski, 1996

No han sido víctimas de ninguna tragedia colectiva ni de una catástrofe natural. Son personas difuntas homenajeadas por Christian Boltanski en su instalación de 1991. La muerte y el valor de la vida son los grandes temas del artista, que construye instalaciones a partir de retratos de niños y adultos muertos y de elementos tan cotidianos como ropas, estanterías o lámparas. En la obra del MACBA, el artista construye una reserva de suizos muertos con más de 2.000 fotografías procedentes de la sección de necrológicas de un periódico de la zona de Valois en 1990. Tienen un formato de fotografías de pasaporte y han sido fijadas en cajas de galletas, sin nombres ni ninguna fecha de nacimiento: la identidad y la memoria contenidas en una única imagen. En casi todas, los familiares escogieron una fotografía donde la persona sonríe. “Siempre me pregunto qué pasó el día en que se tomaron las fotografías. La gente nunca podría imaginarse que aquella sería su última imagen.” (Boltanski, 1993)

 

Entrar en un museo es algo que empieza en casa, en un avión, en un tuit
Mark Wigley