al

«Lo urbano está constituido por todo lo que se opone a cualquier estructura solidificada, puesto que es fluctuante, efímero, escenario de metamorfosis constantes…»1

«¡Es mucho más fácil sacar oro a los hombres que a los ríos!
Así que también podríamos construir aquí una ciudad.
Y la llamaremos Mahagonny.
Que significa: Tela de araña.» 2

«Hay algo muy importante que es caminar. Existen varias escalas para conocer una ciudad, todo esto al fin y al cabo gira en torno a la idea de elegir un lugar, donde va a suceder algo.
Elegir el lugar o los lugares.»3

¿Y si el museo no fuera un lugar para contemplar obras de Arte, ni documentos, ni imágenes, ni cacharros?
¿Y si fuera un lugar para saltar más alto? ¿Y si fuera un lugar para dormir? ¿O un lugar para hacer peleas de gallos, o para vender y comprar cervezas, coca-cola, pinchos morunos, limpiar cristales, rellenar las columnas de un excel, tomar el sol? ¿Un lugar para pasearse armado hasta los dientes, pedir limosna, escupir en el suelo? ¿Y si el museo fuera un lugar de reunión de taxistas? ¿Un lugar para orinar por la noche, para picar piedra, para afilar cuchillos, para saludar a desconocidos, para tirarse al suelo, para consultar mapas, para gritar secretos a los cuatro vientos, para hablar con los antepasados? ¿Y si el museo fuera un lugar para esconderse, un lugar para la reparación de teléfonos? ¿Y si fuera, simplemente, un lugar para protegerse de la lluvia, para tirar piedras, para contar hasta infinito, para mirar puestas de sol, para maldecir dictadores, para peinarse con raya al medio?

Para Michel de Certeau, un lugar es un sitio donde las cosas están organizadas según un orden establecido. El espacio es «el lugar practicado». El lugar se convierte en espacio cuando existe movimiento, dirección, temporalidad y, de este modo, los habitantes accionan los lugares y los transforman en espacio, siempre sujeto a ser mutado, siempre en curso de ser actualizado. El espacio como lugar en transformación. Siguiendo a Certeau, la ciudad es un texto que los habitantes se apropian y transforman por «su manera de hacer».4Este taller nos invita a tomar el lugar del museo donde nos reunimos, el propio edificio del MACBA, como un espacio susceptible de lectura, un fragmento de la ciudad. ¿Dónde termina el museo? ¿Dónde empieza la calle si abrimos todas las puertas? ¿Dónde empieza el museo si no paramos de caminar? ¿Dónde está el museo si las obras de arte, documentos e imágenes son invisibles, si solo quedan los personajes, los agentes, las actrices, los grupos, las empleadas, los habitantes, los policías, los ladrones, las niñas, las viejas?

Al principio nos tomaremos un tiempo para una lectura individual, y más tarde para una lectura compartida, en grupo. Desplazarse en el espacio y enumerar sus modalidades. Detenerse en el tiempo. Recabar gestos, coleccionar signos, descifrar convenciones, identificar sospechosos, trazar mapas de las miradas, reunirse, ordenar, contrastar, estructurar, clasificar, relacionar, inventariar, inventárselo todo, regalárselo a las que no tienen nada, interpretar y esperar la vuelta.

BIOGRAFÍA
Jordi Colomer trabaja en el campo de la escultura y las instalaciones, la fotografía y el videoarte, y toda su actividad está teñida por un marcado sentido performático. Las investigaciones de Colomer orbitan alrededor del espacio urbano y su relación con el acto de habitar y la actividad humana que alberga, siempre atento a una concepción del espacio como lugar en transformación. A través de acciones, pone a prueba los usos habituales de la arquitectura y el espacio urbano. Se interesa por la lectura del sistema de representaciones de la ciudad y nuestra capacidad para subvertirlo, a través de prácticas que subrayan nuestra relación con el espacio. De esa indagación surgen temas subyacentes como el nomadismo, la pertenencia a un lugar, la memoria, lo colectivo, el movimiento, lo periférico, el imaginario popular, la ficción, el humor, la comunidad y la utopía.



1Manuel Delgado: «Sobre “espacio y política” de Henri Lefebvre», en Ciudad líquida, ciudad interrumpida. La urbs contra la polis. Medellín: Editorial Universidad de Antioquia (Colección Estética Expandida), 1999. 192 p. ISBN: 958-655-332-9.
2Ascenso y caída de la ciudad de Mahagonny. Ópera en tres actos. Libreto de Bertolt Brecht. Teatro Real, Madrid (temporada 2010-2011).
3Jordi Colomer: «Patadas en la calle». Conferencia inaugural congreso ANIAV 2017. Facultad de Bellas Artes de Valencia, UPV, julio 2017.
4Michel de Certeau: L’invention du quotidien, 1. Arts de faire. París: Gallimard, 1990.

En colaboración con:
Ciutat oberta
Ajuntament de Barcelona
Jordi Colomer "L'Avenir", 2011 (captura de pantalla)

Programa

MIÉRCOLES 10 Y 24 DE OCTUBRE, DE 18 A 20.30 h
Lugar:
Aula 0

educacio [at] macba [dot] cat
Tel. 93 412 14 13
Me gusta trabajar con lo que suele llamarse "herencia cultural", pero los materiales que empleo son muy banales, como clichés, como bloques de azúcar, puertas, cuscús, alfombras, documentos oficiales.
Latifa Echakhch