Miércoles, 2 de diciembre, 2020

Una herida despide su propia luz
dicen los cirujanos. 
Si todas las lámparas de la casa se apagaran
podrías vendar esta herida
con el resplandor que de ella surge. 

Anne Carson, La belleza del marido 

La publicación Tendremos que encontrar un lugar donde encontrarnos es, antes que nada, un encuentro amoroso, el de una hija y su padre, a través de unas cartas escritas hace más de cuarenta años. La destinataria es la abuela de la autora; el emisor, Oscar Masotta, artista e intelectual argentino que en 1974 coge un barco, rumbo a Europa, y vivirá en Londres y después en Barcelona, donde morirá cuatro años más tarde. En 2016, tras diecisiete años sin pisar Buenos Aires, Cloe Masotta fue a la casa donde su padre había pasado la infancia. Allí encontró un cajón lleno de cartas y fotografías, un archivo sensible desordenado y frágil, una invitación a coser con un hilo de luz las heridas de su propia historia.

 

Inscripciones a través de La Capella: / Tel 932 562 044 - 932 562 042/ lacapella [at] bcn [dot] cat.

Si tienes alguna duda, puedes contactarnos a través de macba [at] macba [dot] cat o por teléfono al 93 481 33 68.

Haurem de trobar un lloc on trobar-nos
Se supone que los objetos tienen el carácter objetivo de los productos industriales. No pretenden representar nada más que lo que son. La categorización previa de las artes ya no existe.
Charlotte Posenenske