Fondo de la colección

Foto La Signature Série 1 Tirage illimité...

La Signature Série 1 Tirage illimité

La firma serie 1 tiraje ilimitado

Fecha:
1969
Tipo obra:
Material gráfico
Material:
Serigrafía sobre papel
Medidas:
54,5 x 73,5 cm
Número Ejemplar:
Procedencia:
Colección MACBA. Fundación MACBA
Registre núm:
1570

Marcel Broodthaers podría haber pasado por la historia del arte como un digno heredero de las ideas surrealistas de Marcel Duchamp y René Magritte, si no fuera porque se preguntó —entre otras muchas cosas— ¿qué es el arte? y llevó sus conclusiones hasta las máximas consecuencias. Esto le convirtió en uno de los protagonistas del arte del siglo XX.

Entre 1964 y 1975 produjo veintiséis ediciones de obra gráfica y entre 1957 y 1975, veintiún libros. La colección completa de la obra seriada de Broodthaers es un conjunto de excepcional importancia, ya que contiene todos los registros presentes en su producción. La obra gráfica, las ediciones de libros y las películas de Broodthaers son no solo un elemento representativo de su producción artística, sino también un medio que le permite aprovechar las características de reproductibilidad para la significación de su obra.

LAS EDICIONES DE MARCEL BROODTHAERS
Michael Compton


Los otros tipos principales de múltiples de Broodthaers, es decir, sus libros y grabados, difieren enormemente en cuanto al tratamiento del medio de expresión y los procedimientos poéticos. [...] Sus obras grabadas son ediciones hechas a propósito, y no solo simples grabados o huellas. Fueron editadas en su mayor parte por galerías que, al parecer, las consideraron una forma de arte menos cara y, por lo tanto, mucho más fácil de vender. En aquel momento se predicaba la producción de múltiples como una forma de democratizar el arte. Tal como hicieron otros artistas, Broodthaers adoptó un procedimiento consistente en poner en valor tirajes limitados de ediciones técnicamente ilimitadas, añadiendo inscripciones hechas a mano. Es decir, siguió el juego hasta el límite, como hizo al publicar sus libros. Existe una "tautología" que ilustra dicho proceder: La Signature, editada por el mismo Broodthaers cuando dirigía su propio museo, consta de 153 firmas litografiadas. Todas las pruebas están firmadas a lápiz, a pesar de que el tiraje es ilimitado.

Su primer grabado constituye una tautología y una contradicción al mismo tiempo, aludiendo de una forma todavía más directa a los vínculos entre el artista y la galería. La Faute d'ortographe tiene su origen en el formulario de suscripción que una galería mandó imprimir para una de sus publicaciones, en la que el nombre de Broodthaers estaba escrito incorrectamente. El hecho de que se malogre constantemente, de un modo u otro, la ortografía de su nombre, tanto antes de llegar a ser conocido como después, es algo que Broodthaers siempre encontró divertido. Este detalle añadió un punto de curiosidad a sus tautologías, sirviendo de soporte a sus temas recurrentes: la enseñanza y la corrección, la designación y los errores aparentes de designación. En el grabado en cuestión raya los nombres correctamente escritos de los restantes artistas, indica la correcta ortografía de su apellido, añade su nombre, reforma la última letra (que fue escrita inicialmente de forma demasiado apretujada), vuelve a escribir la "t" que falta, la encuentra demasiado grande, la enmienda y la rehace un poco más pequeña. Las correcciones, tanto si afectan a la prueba original como a las propias correcciones del artista, pierden su estatuto convencional, es decir, desaparecen tras su uso, como todo lenguaje, convirtiéndose en grabado.

Broodthaers explota con frecuencia los errores intencionados, con el fin de hacerlos evidentes, incluso cuando no poseen ninguna voluntad de significación. Si se compara el plano que aparece en el grabado que lleva por título Musée-museum de la planta baja del edificio que albergó el museo de Broodthaers en la rue de la Pépinière con su reconstrucción parcial en la Salle Blanche, se constata que el dibujo, a pesar de ser plausible, es falso; Broodthaers, no obstante, no lo corrigió. El grabado que se titula Tractatus logico-catalogicus traduce la abreviación convencional "rat" [rata] por "ratures" [rayas]. ¿Debe verse la "solución" de la leyenda que acompaña a la silueta de un gato en otro grabado, cuyo título es La Souris écrit rat? ¿Quizás el gato ha borrado al ratón? Todos los grabados de Broodthaers suscitan conjeturas de este tipo, aunque él evite dar respuestas. Por otra parte, se trata de una labor que no incumbe al artista, sino al espectador.

  • Añadir a Recorrido

    Inicia sesión

    Para comentar y crear Recorridos hay que registrarse. ¿Aún no lo has hecho? Regístrate aquí

  • Compartir

    Por email

  • Comentar

    Inicia sesión

    Para comentar y crear Recorridos hay que registrarse. ¿Aún no lo has hecho? Regístrate aquí

¿Por qué visitas la web del MACBA?

¡Muchas gracias! Tu respuesta nos ayuda a mejorar esta web.