al

¿Creíste que se necesitaría un título en ingeniería informática para piratear una aplicación de citas? ¡Estabas equivocado! Únete al laboratorio de F_Hack_App. Reescribimos las reglas del ligoteo online, sin rechazar las aplicaciones de citas, pero tratando de usarlas para nuestros propios fines, para explotarlas en nuestro beneficio adueñándonos del espacio público.

Las aplicaciones extraen valor de nuestros datos y de nuestro deseo construyendo un modelo de vida homonormativo marcado por la misoginia, el racismo, la capacidad, el clasismo y la transfobia. Como personas disidentes sexuales que usamos aplicaciones para tener sexo, acabamos representando un valor, realizando un valor que refuerza las políticas neoliberales impuestas a nuestros cuerpos, transformándonos en cuerpos en competencia. Durante el taller, a través de la práctica de la autoinvestigación, buscaremos encontrar juntes prácticas que subviertan las geografías offline/online y que promuevan experiencias queer que desmantelen el marco homonormativo al que nos obligan las apps. Se trata de una especie de hackeo colectivo desde abajo para recuperar el control de las plataformas de citas y promover prácticas sexuales positivas y tecnoentusiastas para las vidas sexodisidentes.

Laboratorio Smaschieramenti nace en 2008 en Bolonia como un espacio de discusión y reflexión sobre el deseo masculino. El laboratorio está abierto a personas de cualquier género y orientación sexual siempre que asuman críticamente la parcialidad de su posición y la relativa implicación en las asimetrías de poder creadas por el heteropatriarcado racista y capitalista: entre hombres y mujeres, entre cis y trans, entre las llamadas mayorías y minorías sexuales, entre negros y blancos, entre patologizados y no. Smaschieramenti ha trabajado para dar visibilidad y sentido político a «otras intimidades» relaciones de afecto, intimidad y cuidado que no reproducen la estructura de la pareja y la familia tradicional–. En los últimos años se ha centrado en la intersección de género, sexualidad, raza, clase, subjetividad política, relaciones, precariedad, crisis y políticas de austeridad, y en la construcción de redes de bienestar desde abajo y el mutualismo queer. Ha contribuido a fundar la red de colectivos y personas transfeministas y queer italianas SomMovimento NazioAnale; la Consultoría Queer de Bolonia, que trabaja en la reapropiación de discursos y prácticas sobre salud sexual desde una perspectiva queer, y el transmaricabollotariado de las apps a través del grupo de reflexión/acción sobre dating apps. En 2019, Smaschieramenti contribuyó, junto a otras realidades boloñesas LGBTIQ, al B-Side Pride. Los activistas de Smaschieramenti también participan en la asamblea boloñesa de Non Una di Meno. 
https://smaschieramenti.noblogs.org/


Imparten el taller Dariess y Babs.

Este taller será en castellano, inglés e italiano, apto para personas castellanohablantes.

Co-organizado:

L'Internationale. Our Many Europes. Co-funded by the Creative Europe Programme of the European Union
 

Our Many Europes es un programa de la confederación europea de museos "L'Internationale" y cofinanciado por el Programa Europa Creativa de la Unión Europea. Los miembros de L'Internationale (Museum van Hedendaagse Kunst Antwerpen, Moderna Galerija (MG + msum), Ljubljana, Van Abbemuseum, Países Bajos, MACBA, Museo de Arte Contemporáneo de Barcelona, Muzeum Sztuki Nowoczesnej w Warszawie, SALT Research and programs en Estambul y Ankara, y el Museo Reina Sofía) y sus socios de la National College of Art and Design (NCAD), Dublín y la Valand Academy (Gothenburg University) están presentando más de 40 actividades públicas (conferencias, exposiciones, talleres) desde ahora hasta mayo de 2022.

F_Hack_App: la experiencia del transmaricabollotariado

Inscripción: Es necesario enviar una carta de motivación (máximo 10 líneas) a docenciapei [at] macba [dot] cat antes del 6 de febrero.

Si tienes alguna duda, puedes contactarnos a través de macba [at] macba [dot] cat o por teléfono al 93 481 33 68.

Me gusta trabajar con lo que suele llamarse "herencia cultural", pero los materiales que empleo son muy banales, como clichés, como bloques de azúcar, puertas, cuscús, alfombras, documentos oficiales.
Latifa Echakhch