Hace ya más de un año que Núria Bàguena, historiadora de la gastronomía, nos habló de la algarroba frente al cacao, mientras nos explicaba con una mirada crítica nuestro pasado colonial. La industria del chocolate sigue malpagando a muchas personas que cultivan el cacao por todo el mundo, incluyendo mano de obra infantil. En La Cocina mapeamos los intereses y el afán de monopolio de empresas europeas, pero también las cooperativas de comercio justo, los mitos, las propiedades, la cultura y el arte en torno a este alimento. Esta semana hemos cocinado un audiocollage sabroso, con receta incluida, que compartimos con vosotras con mucho gusto.

Paisaje sonoro: Joana Brabo

Trufas de algarroba y almendras

Preparación

Dejad los dátiles en remojo un rato para que se ablanden, retiradlos del agua y secadlos. 

Triturad con una picadora las almendras y añadid el resto de los ingredientes hasta obtener una pasta uniforme. La masa tiene que ser densa y un poco pegajosa para poder hacer con las manos unas bolas del tamaño de las trufas. Cuando la masa esté lista, moldead las bolas, dejadlas en la nevera entre 20 minutos y media hora y ya estarán a punto para rebozarlas, decorarlas y comerlas. 

Se conservan durante bastante tiempo sin problemas, tanto fuera como dentro de la nevera.

No pienso en el arte cuando trabajo. Trato de pensar en la vida
Jean-Michel Basquiat