Un teatre sense teatre
 

Filiep Tacq es diseñador gráfico y ha colaborado con el MACBA en varios proyectos editoriales desde Gante, Madrid y Avellanedo (Picos de Europa).
 
Mi selección incluye tres libros que he diseñado para el MACBA y dos que me han fascinado por su diseño:

Un teatro sin teatro fue mi primera colaboración con el MACBA, un libro que investiga la influencia del teatro sobre las artes plásticas en el siglo XX. Es un libro muy denso con muchos documentos e imágenes históricas, y con varias capas (y direcciones) de lectura.

A través del bosque de Rodney Graham, un artista canadiense con quien colaboré en los años noventa en múltiples ocasiones y siempre mano a mano con el editor belga Yves Gevaert. La estructura de este libro está basada en el que publicó Marcel Broodthaers (Catalogue-Catalogus) en 1974.

Poesía Brossa, un juego a tres bandas con el equipo de Publicaciones del MACBA y los comisarios Teresa Grandas y Pedro G. Romero. Un viaje a través de la obra plástica, poética y performativa de Brossa, con un sistema de navegación arriesgado —un glosario en forma de abecedario— interrumpido por tres insertos con imágenes en otro papel.

Autofocus retina de Lothar Baumgarten, un recorrido que revisa obras clave del artista alemán, muy interesado en el libro como objeto. Pero también lo cito en homenaje a mi maestro, el diseñador holandés Walter Nikkels, con quien Baumgarten colaboró en el diseño de todos sus libros (Walter Nikkels fue también responsable del diseño del libro Con la probabilidad de ser visto. Dorothee y Konrad Fischer: Archivos de una actitud, publicado en 2010 por el MACBA).

Nitrato de Xavier Rivas es un libro de artista que se deja descubrir poco a poco, una estructura compleja con un diseño sencillo que no hace ruido, pero que nos ayuda a navegar. En homenaje a los Hermanos Berenguer, los diseñadores de libros más interesantes que conozco de España.

Catàleg Plensa
 

Marçal Folch es fotógrafo y miembro del equipo FotoGasull, que colabora con el MACBA en muchos de los procesos fotográficos requeridos para las publicaciones y la documentación del archivo de las obras de la Colección MACBA:

Selecciono las cinco publicaciones siguientes como un buen ejemplo de la labor que, durante años de colaboración, representa el MACBA para mí y para mi trabajo en FotoGasull. El MACBA es un espacio en el que se ponen en valor la confianza mutua y el factor humano, y que ha permitido relacionarnos estrechamente con grandes profesionales y artistas. La reinvención constante, la búsqueda de la excelencia y el obligado aprendizaje convierten al trabajo fotográfico en todo un reto.

¡Este viaje compartido nos anima a pensar ¡que lo mejor está por llegar!

La passió segons Carol Rama
 

Joe Portelli es director general y fundador de Bookport Associates Ltd. (desde 1980), agencia de ventas y marketing de libros especializada en la promoción, el marketing, las ventas y la distribución de publicaciones de arte de ámbito internacional.
 
Como profesional dedicado a las ventas, debo realizar esta selección desde el punto de vista comercial, así que he incluido los cinco títulos que vendimos bien (podríamos haber vendido más si los siguiéramos imprimiendo). Estos cinco títulos contribuyeron a transmitir la misión del MACBA de fomentar el arte y, en particular, el arte contemporáneo.

La pasión según Carol Rama: Carol Rama no necesitó ninguna presentación como artista, ya que era muy conocida incluso antes de esta exposición y este catálogo. El libro no fue solo un reflejo de la visión del arte que tenía Carol, sino que, de algún modo, también se introdujo en la historia del arte moderno y contribuyó a aumentar el interés de los estudiantes y amantes del arte contemporáneo.

Por otro lado, Akram Zaatari. Contra la fotografía no podría haber llegado en mejor momento, ya que cuando se organizó la exposición el mundo estaba descubriendo todo el arte interesante que escondía el mundo árabe. Era la época en que los amantes del arte de todo el mundo tenían curiosidad por saber más cosas de lo que hasta entonces era un mundo artístico desconocido o que todavía no había recibido el reconocimiento que se merecía. Este libro combinó algunos valores ignotos de lo que el universo fotográfico árabe nos tenía reservado.

Rosemarie Castoro. Enfocar al infinito fue la primera publicación que cubrió sus obras en el período entre 1964 y 1979, y fue una mezcla de varios elementos, no solo del arte contemporáneo sino también de la cultura social. Esto despertó el interés de las mujeres en general y no solo de las artistas, sino también de las amantes del minimalismo.

Jaume Plensa fue una gran sorpresa, ya que este artista, que podría considerarse un escultor moderno, no solo presentó la escultura en su exposición y en el catálogo, sino que siguió mostrando la relación entre su pensamiento y sus obras de arte y el mundo que nos rodea. Sin embargo, su escultura moderna e innovadora es lo que más me impresiona.

Joan Jonas, la artista pionera en la combinación del vídeo y las artes escénicas, añadió otro toque a sus curiosas instalaciones. Leer el libro generó tanto interés como la exposición misma. ¿Qué más se puede pedir a un artista de talla mundial?

Indiferència i singularitat
 

Xavier Ribas es fotógrafo

He seleccionado cinco libros que son, a mi parecer, representativos de la actividad de investigación sobre la cultura fotográfica, expositiva y editorial del MACBA desde que se inauguró en 1995. Esta fecha coincide con los inicios de mi práctica fotográfica profesional, de modo que esta es una selección de tipo personal, casi autobiográfica, pues los cinco libros, de un modo u otro, han estado muy presentes en el desarrollo de mi práctica fotográfica.

Un libro de teoría:

Indiferencia y singularidad. La fotografía en el pensamiento artístico contemporáneo, editado por Glòria Picazo y Jorge Ribalta en 1997, traduce al catalán (y al castellano) por primera vez una serie de textos teóricos sobre la fotografía como práctica artística con el fin de iniciar, desde el museo, un debate sobre la fotografía contemporánea que ya se estaba realizando desde los años setenta en otros contextos geográficos. Después de más de veinte años de su publicación, y entre treinta o cuarenta de los textos originales, las aportaciones de Allan Sekula, Douglas Crimp y Christopher Phillips, por ejemplo, siguen todavía vigentes y consideradas referentes en los debates académicos y artísticos contemporáneos sobre la fotografía.

Dos catálogos de exposiciones:
Barcelona 1978-1997, de Manolo Laguillo, publicado en 2007 en ocasión de su exposición en el MACBA, es, para mí, el mejor libro de Laguillo y el que mejor cataloga sus proyectos documentales de Barcelona. Laguillo, a pesar de tener una obra muy extensa geográficamente, ha mantenido durante su dilatada carrera una continuidad estética y conceptual excepcional, de modo que este libro es indispensable para entender la evolución urbana de Barcelona de los últimos cuarenta años.

Autofocus retina, publicado con motivo de la exposición de Lothar Baumgarten en el MACBA en 2008. En esta exposición vi su obra por primera vez en directo. Me impresionaron especialmente la presentación de Carbon, las fotografías, los textos y los gráficos murales y, sobre todo, el libro que se mostró en varias vitrinas y mesas en las salas del museo. Durante estos años he ido comprando las publicaciones de Baumgarten hasta tenerlas prácticamente todas, desde las más humildes y sencillas, como Tierra de los perros mudos (1985), hasta el propio Carbon, quizás el libro más complejo y ambicioso de todos. Todas sus publicaciones son excepcionales, tanto por el concepto como por el diseño conjunto con Walter Nikkels. En Autofocus retina, por ejemplo, los textos están maquetados con tipografías diferentes pero tan cercanas que el lector solo se dará cuenta de ello en los créditos finales.

Dos libros de investigación historiográfica:
Espacios fotográficos públicos. Exposiciones de propaganda, de ‘Pressa’ a ‘The Family of Man’, 1928-1955 (2009). A partir del texto seminal de Benjamin H. D. Buchloh, “De la faktura a la factografía” (1984), y en el contexto de la exposición Archivo universal. La condición del documento y la utopía fotográfica moderna, comisariada por Jorge Ribalta en el MACBA en 2008, Ribalta lleva a cabo una recopilación historiográfica, mediante fuentes primarias y secundarias, de quince exposiciones de carácter propagandístico entre 1928 y 1955, para evidenciar la intersección del documento fotográfico y las tecnologías de propaganda, y contribuir al debate crítico, iniciado en los ochenta (con Krauss, Phillips, Buchloh, Sekula y Crimp) sobre la visibilidad pública de la fotografía en los espacios discursivos del arte y del museo. Igual que otras investigaciones historiográficas de Ribalta, Espacios fotográficos públicos se ha convertido en un libro de referencia imprescindible, especialmente por su edición en lengua inglesa.

El libro Centre Internacional de Fotografia Barcelona (1978-1983), de Jorge Ribalta y Cristina Zelich, publicado en 2012, es un libro de investigación historiográfica, sin parangón, sobre el CIFB. Ribakta y Zelich realizan un trabajo casi arqueológico, de recuperación, o microhistoriográfico —según las palabras de los propios autores en la introducción—, en el que recogen y documentan materiales gráficos y fotográficos dispersos y llevan a cabo 23 entrevistas a personas y fotógrafos implicados o relacionados con el CIFB. Es un libro totalmente necesario para conocer la cultura fotográfica de tipo documental, o de reportaje, de la Barcelona de los años inmediatamente posteriores a la dictadura, y que dieron lugar a la primera Primavera Fotográfica en 1983.

Sert
 

Tenov (Joana Teixidor y Llorenç Bonet), editores

Es difícil seleccionar solo cinco libros de entre la cantidad de publicaciones que ha editado el museo todos estos años. Podríamos hacer un recorrido que se alineara con nuestro interés por la arquitectura, un camino que nos permitiera explicar su relación con el museo: Sert. Arquitecto en Nueva York (1997), Nuevos paisajes. Nuevos territorios (1997), Fabricaciones (1998), Rutas metropolitanas para la Nueva Barcelona (2008) y Forensic Architecture (2017). Quizás deberían aparecer también Matta-Clark, Laguillo, la Internacional Situacionista o, incluso, Siah Armajani; sería una selección no tanto de los libros per se sino de una de las periferias del arte acogidas por el museo.

Hemos optado por hacer una selección desde el punto de vista del editor. El catálogo, como formato, ya no responde a la necesidad de catalogar y reproducir las imágenes de una exposición para todas aquellas personas que no pueden desplazarse al museo. Hoy, el formato se ha ido sofisticando y ahora se plantea como una ampliación de la exposición, a menudo con la voluntad de ser un libro autónomo. Valoramos especialmente los proyectos en los que contenido y forma se relacionan de forma coherente para construir y transmitir el conocimiento, donde la combinación de la narrativa textual con la visual convierte al catálogo en algo discursivo. Por todas estas razones tienen un lugar privilegiado en nuestra biblioteca Un teatro sin teatro (2007), Janet Cardiff & George Bures Miller. The Killing Machine y otras historias 1995-2007 (2007), Centre Internacional de Fotografia de Barcelona (1978-1983) (2012), La pasión según Carol Rama (2014) y Xavier Ribas. Nitrato (2014).

Por último, también quisiéramos aludir a la serie Desacuerdos, o, como estrategia de publicaciones, de los Cuadernos portátiles, que quizás son menos vistosos y pueden pasar desapercibidos, pero que son una aportación al pensamiento que consideramos crucial en la línea editorial del museo.

Uno llega a algo que no se puede pintar.
Dieter Roth