En el año 1888 se celebró la primera Exposición Universal en Barcelona, que culmimava simbólicamente la modernización urbana de la ciudad de la segunda mitad del siglo XIX. Ese mismo año, nacía Kodak, que supuso el inicio de la industria que con los años popularizó la fotografía. El fotógrafo y teórico Jorge Ribalta toma esta fecha como símbolo para su serie justamente titulada 1888. Ribalta ha rastreado arquitecturas, espacios y mobiliario público conservados en Barcelona realizados con motivo de la Exposición Universal de 1888. Un recorrido anónimo y discreto que empieza a Montjuïc y el puerto de Barcelona, para seguir a lo largo de su fachada de mar.

DESCUBRE LA EXPOSICIÓN

Uno llega a algo que no se puede pintar.
Dieter Roth