Cargando...

Verd, 1977

Verde, 1977
Pintura, 160 x 160 cm

Aunque perteneciente al período de las escalas cromáticas y los estudios en torno a la luz y el movimiento, Verd (1977) es una obra que manifiesta cierto cambio de inquietudes. Pintura donde se observa una predilección por la pincelada ligera e insistente, su superficie aparece trabajada a partir de la superposición de capas, como reivindicando la presencia misma de la forma. El gesto, siempre acompasado, produce una sensación de movimiento sutil y reiterativo; asimismo, el color, convertido en textura, ocupa por completo la tela, en un ejercicio preciso pero de una gran sensualidad.

Se trata, por tanto, de una obra en la que Joan Hernández Pijuan supera el efectismo pictoricista para retomar un gesto de mayor recorrido visual en el que están latentes tanto su aproximación al motivo de los años ochenta, como la minuciosidad que caracteriza las celosías de principios de los noventa.

Dos actitudes: recubrir la tela, el muro o la página con líneas, colores, signos -configuraciones de nuestro lenguaje-; descubrir en su desnudez líneas, colores, signos -configuraciones de otro lenguaje. Tatuar el espacio con nuestras visiones y obsesiones; oír lo que dice el muro vacío, leer la hoja de papel en blanco, contemplar la aparición de las formas en una superficie neutra.Pienso que la mía es una pintura en la que espacio visual ha sido, desde el momento en que uno adquiere plena conciencia de lo que hace, una preocupación diría que constante y en la que el verdadero problema ha sido, sigue siendo, el encontrar un espacio como protagonista total del cuadro. Diría que el espacio abierto del paisaje vivido y no un espacio más imitativo del de «fondo-figura». Un espacio como elemento vivo del cuadro y no como fondo sobre el cual uno dibuja o sitúa.
La vivencia personal y el ejercicio de esta vivencia me hará comprender la validez del vacío como elemento de composición y romper con los esquemas adquiridos en los que se nos da pro entendido que los elementos válidos están marcados solamente por lo que uno dibuja y no por los espacios –positivo, negativo– que el dibujo genera.
Es una manera de «ver», de CONVERTIR EL ESPACIO EN ALGO QUE UNO MIRA.
Habrá también, en este largo noviazgo con el espacio, un intento de comprensión visual de los límites de la superficie del cuadro. (No sé si ello obedecerá a mi incapacidad para aprenderme los centímetros de los bastidores de tamaño universal. En realidad mido el espacio señalando la dimensión con las manos en un afán de «vivirlo», «verlo», «aprenderlo», como si tuviera que meterme dentro para entenderlo.) De ahí mi incapacidad de trabajar a partir de bocetos, ya que será siempre a partir de la superficie elegida que, como soporte, generará, a partir de su mismo formato, de sus propias dimensiones, el que acabará siendo el cuadro.


Ficha técnica

Título original:
Verd
Número de registro:
107
Artista:
Hernández Pijuan, Joan
Fecha de creación:
1977
Año de adquisición:
1997
Fondo:
Colección MACBA. Depósito del Ayuntamiento de Barcelona
Tipo de objeto:
Pintura
Técnica:
Óleo sobre tela
Dimensiones:
160 x 160 cm (alto x ancho)
Créditos:
Colección MACBA. Depósito del Ayuntamiento de Barcelona
Copyright:
© Joan Hernández Pijuan, VEGAP, Barcelona
Recursos de accesibilidad:
No

La Colección MACBA está formada por arte catalán, español e internacional y, aunque incluye obras desde la década de 1920 en adelante, se centra especialmente en el periodo comprendido entre la década de 1960 y la actualidad.

Si necesitas más información sobre la obra o el artista, puedes consultar la biblioteca del MACBA. Si quieres solicitar la obra en préstamo, puedes dirigirte a colleccio [at] macba.cat.

Si quieres conseguir la imagen de la obra en alta resolución, puedes enviar una solicitud de préstamo de imágenes.

Mi obra es mi cuerpo, mi cuerpo es mi obra.
Helena Almeida