Marc Vives es un artista versátil, educador y productor cultural. Su exposición Es que ahora no puedo (2018) partió de su ejercicio diario de natación, desde la playa de la Barceloneta hasta alinearse con la montaña de Montjuïc, para tratar de comunicarse con ella. Trasladó estas experiencias a una serie de recitales cándidos e intimistas y al acto redentor de raspar el suelo de la galería. Lo que, en los años siguientes, derivó en una serie de fotografías, dibujos, vídeos y audios, junto con Vengo cada día por si acaso (2019), un recorrido performativo por el Club Natació Barcelona. Utilizando varios instrumentos manufacturados y objetos naturales como una caracola, Vives y Laia Estruch escenificaron Cantar l’aigua (2020) en una antigua depuradora. Siguiendo el camino natural del agua, guiaron al público desde la superficie hasta los tanques subterráneos.

Marc Vives estudió Bellas Artes en la Universidad de Barcelona (2001). Entre 2002 y 2012 formó parte del dúo artístico Bestué-Vives. Entre sus exposiciones individuales se encuentra Es que ahora no puedo, en etHALL (Barcelona, 2018), y ha participado en varias exposiciones colectivas y certámenes, como el Festival Sâlmon (Barcelona, 2021); La cuestión es ir tirando, en el Centro Cultural de España (Ciudad de México, 2020), y el Festival Grec (Barcelona, 2020). Desde 2013 es codirector de GRAF.cat, una plataforma para espacios de creación contemporánea en Cataluña. Entre 2014 y 2017 condujo el programa de residencias de L’Estruch (en Sabadell). Más información: marcvives.eu


Contenidos relacionados

Exposiciones

Actividades